FLORENT MANELLI

There are some trips that change you life, and that’s exactly what happened to Florent Manelli, french illustrator known as flomanelli in instagram. He was on a journey to Montreal when he decided to follow his dreams and do what he always wanted to do in life.
We visited his studio in Paris, a cozy place with withe walls full of masculine portraits. In his little corner on the world you can have an idea of how big is his universe: Kusama dots, staring eyes looking at you from the walls, Warhol polaroids and lots of color.

Cuéntanos quién eres y de dónde vienes.

Me llamo Florent Manelli y soy un ilustrador francés afincado en París, tengo 28 años.

¿Desde cuando sientes esa pasión por el dibujo? Háblanos del viaje que hizo que te dieras cuenta de que querías pintar.

Dejé París en 2013 para hacer unas prácticas en Montreal, para ver el país y discubrir otras cosas. París me cansaba. Me instalé en un piso compartido donde conocí a Elena, que se convirtió en mi amiga. Ella llevaba cantando muchos años y es una artista increíble que me motivó a expresarme pintando. Me sentí libre para empezar de nuevo en esta ciudad donde nadie me conocía.
Empecé a dibujar mucho, como si fuera una necesidad derivada del sentimiento de haberme reprimido por mucho tiempo. Continué y mi estilo evolucionó a lo largo de los meses. Hice mi primera exposición en el loft en el que vivía, unos días antes de dejar Montreal. La energía que aquel lugar me dio me la llevé en mi maleta de vuelta a París.

¿Con qué técnica te sientes más cómodo dibujando?

Solía pintar con acuarelas pero ahora prefiero acrílico, es más natural.

¿Qué artistas te inspiran?

Andy Warhol por supuesto, descubrí su trabajo en la agenda de mi compañero de clase cuando tenía 13 o 14 años. Era la Marylin rosa, fue mi primer amor y fue a primera vista. Estaba en casa y busqué Andy Warhol en Google, leí artículos, biografías, y me quedé mirando sus trabajos durante horas. Durante quince años he leído docenas y docenas de libros, he visto muchas películas (suyas o dirigidas por él) y he descubierto toda la filosofía que esconde su arte y su personaje. También me gustan artistas como David Hockney, Alice Neel, Jean Cocteau, Chloé Wise y algún ilustrador español como Ricardo Cavolo, Carla Fuentes, María Herreros…)

Tu trabajo está lleno de retratos masculinos. Háblanos de esa obsesión por las caras.

No puedo explicar realmente esta facilidad para dibujar retratos masculinos en vez de femeninos. Probablemente es debido a la visión sexual que tengo de los hombres lo que me permite transcribir mis emociones de una forma sensible. Encuentro a todas las mujeres bellas, fascinantes de algún modo, por supuesto, pero mi sentimiento artístico es distinto con ellas. Mi homosexualidad y mis experiencias como hombre gay forman gran parte de mi proceso creativo.

Tus modelos son reales? Qué es lo que tiene que tener una cara para que quieras dibujarla?

Son personas reales. Las caras me fascinan. Somos todos diferentes , cada una de nuestras facciones nos hacen únicos. Me gustan las caras al límite de la tristeza, con mejillas hundidas y mandíbulas cuadradas. Encuentro mis retratos en revistas de moda, en Pinterest…

Has rendido homenaje con tu trabajo a una serie de personas valientes que son importantes si hablamos de la lucha por los derechos del colectivo LGTBQ. Háblanos un poco de tu implicación en este tema y de dónde surgió esta idea.

Octubre es históricamente el mes LGBTQ en Estados Unidos. Su propósito es impulsar la apertura y la educación sobre historia LGBTQ, los derechos de este colectivo y sus problemas. Esta conmemoración no existe en Francia y eso me motivó e inspiró para hacer veinte retratos de activistas, personalidades e incluso desconocidos que, cada uno a su nivel, han hecho y avanzado en los derechos LGBTQ. Este proyecto tiene como objetivo crear conciencia sobre esta causa que es tan importante para mi.

¿Cómo te gustaría que evolucionara tu trabajo?

Querría tener más colaboraciones con otros artistas, pienso que creatividad llama a creatividad. También me gustaría que mi trabajo fuera más activista y especializado en los derechos LGBTQ.

Háblanos de tus planes para el 2018.

Mis veinte retratos LGBTQ se van a exponer en junio en el city hall del distrito 14 de París durante la cuarta noche del Orgullo Gay, me gustaría crear un libro con cien retratos LGBTQ. Ahora mismo estoy buscando una editorial para llevarlo a cabo.

Recomiéndanos un libro, una película y una serie.

Un libro: “Global Gay, el largo camino de los homosexuals” de Frédéric Martel
Una película: “Lost in Translation” de Sofia Coppola (porque vuelvo de un viaje de Japón y porque me encanta esta película)
Una serie de tv: The Handmade’s tale

Hay viajes que te cambian la vida. Y algo así le pasó al ilustrador francés Florent Manelli, más conocido como flomanelli en instagram, cuando en un viaje a Montreal decidió que quería hacer lo que siempre había querido. Visitamos su estudio en París, un espacio acogedor y con paredes blancas llenas de retratos masculinos. En su pequeño rincón del mundo te haces una idea rápida de cómo es su gran universo: lunares de Kusama, miradas colgando de las paredes, polaroids de Warhol y mucho color.

Cuéntanos quién eres y de dónde vienes.

Me llamo Florent Manelli y soy un ilustrador francés afincado en París, tengo 28 años.

¿Desde cuando sientes esa pasión por el dibujo? Háblanos del viaje que hizo que te dieras cuenta de que querías pintar.

Dejé París en 2013 para hacer unas prácticas en Montreal, para ver el país y discubrir otras cosas. París me cansaba. Me instalé en un piso compartido donde conocí a Elena, que se convirtió en mi amiga. Ella llevaba cantando muchos años y es una artista increíble que me motivó a expresarme pintando. Me sentí libre para empezar de nuevo en esta ciudad donde nadie me conocía.
Empecé a dibujar mucho, como si fuera una necesidad derivada del sentimiento de haberme reprimido por mucho tiempo. Continué y mi estilo evolucionó a lo largo de los meses. Hice mi primera exposición en el loft en el que vivía, unos días antes de dejar Montreal. La energía que aquel lugar me dio me la llevé en mi maleta de vuelta a París.

¿Con qué técnica te sientes más cómodo dibujando?

Solía pintar con acuarelas pero ahora prefiero acrílico, es más natural.

¿Qué artistas te inspiran?

Andy Warhol por supuesto, descubrí su trabajo en la agenda de mi compañero de clase cuando tenía 13 o 14 años. Era la Marylin rosa, fue mi primer amor y fue a primera vista. Estaba en casa y busqué Andy Warhol en Google, leí artículos, biografías, y me quedé mirando sus trabajos durante horas. Durante quince años he leído docenas y docenas de libros, he visto muchas películas (suyas o dirigidas por él) y he descubierto toda la filosofía que esconde su arte y su personaje. También me gustan artistas como David Hockney, Alice Neel, Jean Cocteau, Chloé Wise y algún ilustrador español como Ricardo Cavolo, Carla Fuentes, María Herreros…)

Tu trabajo está lleno de retratos masculinos. Háblanos de esa obsesión por las caras.

No puedo explicar realmente esta facilidad para dibujar retratos masculinos en vez de femeninos. Probablemente es debido a la visión sexual que tengo de los hombres lo que me permite transcribir mis emociones de una forma sensible. Encuentro a todas las mujeres bellas, fascinantes de algún modo, por supuesto, pero mi sentimiento artístico es distinto con ellas. Mi homosexualidad y mis experiencias como hombre gay forman gran parte de mi proceso creativo.

Tus modelos son reales? Qué es lo que tiene que tener una cara para que quieras dibujarla?

Son personas reales. Las caras me fascinan. Somos todos diferentes , cada una de nuestras facciones nos hacen únicos. Me gustan las caras al límite de la tristeza, con mejillas hundidas y mandíbulas cuadradas. Encuentro mis retratos en revistas de moda, en Pinterest…

Has rendido homenaje con tu trabajo a una serie de personas valientes que son importantes si hablamos de la lucha por los derechos del colectivo LGTBQ. Háblanos un poco de tu implicación en este tema y de dónde surgió esta idea.

Octubre es históricamente el mes LGBTQ en Estados Unidos. Su propósito es impulsar la apertura y la educación sobre historia LGBTQ, los derechos de este colectivo y sus problemas. Esta conmemoración no existe en Francia y eso me motivó e inspiró para hacer veinte retratos de activistas, personalidades e incluso desconocidos que, cada uno a su nivel, han hecho y avanzado en los derechos LGBTQ. Este proyecto tiene como objetivo crear conciencia sobre esta causa que es tan importante para mi.

¿Cómo te gustaría que evolucionara tu trabajo?

Querría tener más colaboraciones con otros artistas, pienso que creatividad llama a creatividad. También me gustaría que mi trabajo fuera más activista y especializado en los derechos LGBTQ.

Háblanos de tus planes para el 2018.

Mis veinte retratos LGBTQ se van a exponer en junio en el city hall del distrito 14 de París durante la cuarta noche del Orgullo Gay, me gustaría crear un libro con cien retratos LGBTQ. Ahora mismo estoy buscando una editorial para llevarlo a cabo.

Recomiéndanos un libro, una película y una serie.

Un libro: “Global Gay, el largo camino de los homosexuals” de Frédéric Martel
Una película: “Lost in Translation” de Sofia Coppola (porque vuelvo de un viaje de Japón y porque me encanta esta película)
Una serie de tv: The Handmade’s tale